Mente Asombrosa
Una persona que tiene pensamientos negativos y desmotivadores
Inicio » Psicología » 7 pensamientos cotidianos que nos desmotivan

7 pensamientos cotidianos que nos desmotivan

Sientes que tienes mucho entusiasmo para comenzar con un nuevo proyecto, estilo de vida, plan o negocio, pero luego de un par de pensamientos que parecen llover, pierdes el interés y sientes que te desmotivas.  Si eres alguien que vive este tipo de circunstancias, la razón podría estar en tus pensamientos cotidianos.

Los pensamientos erróneos pueden reducir rápidamente la motivación al mínimo. Conoce a continuación cuáles son los pensamientos desmotivadores de los que deberías estar consciente.

Cómo funcionan los pensamientos

El pensar determina nuestras acciones. La importancia de los propios pensamientos no debe ser subestimada. En particular, los pensamientos negativos pueden devaluar la imagen de nosotros mismo y hacer que nuestras propias habilidades sean subestimadas.

Pero eso no es todo. Los pensamientos falsos y negativos también muestran sus efectos en otras áreas.

  • Estado de ánimo. Con la cabeza llena de pensamientos negativos no es posible tener buen humor. Sólo se abordan los problemas en lugar de centrarnos en los aspectos positivos.
  • Rendimiento. La concentración y el rendimiento general son víctimas de pensamientos negativos. Solo aquellos que tienen sus cabezas libres pueden obtener un mejor rendimiento.

También la motivación para una tarea depende fuertemente de los pensamientos. Pueden ayudar a involucrarse con el compromiso, pero también pueden causar que la motivación se disipe. Puedes leer más información sobre el poder de los pensamientos que ya publicamos en este blog.

7 pensamientos desmotivadores

Los pensamientos surgen inconscientemente y en una fracción de segundo. Desafortunadamente, no será posible evitar que un pensamiento negativo te golpee de vez en cuando. Pero eso no importa, porque es importante que reconozcas las consecuencias desmotivadoras de estos pensamientos y los manejes adecuadamente.

Si te encuentras con uno de los siguientes pensamientos desmotivadores, debes preguntarte cómo se produjo la situación y cómo puedes cambiar tu actitud hacia la tarea actual para trabajar en ello con entusiasmo en lugar de frustración.

1. No sé por dónde empezar …

Si tienes una gran cantidad de trabajo por realizar, muchas veces es difícil incluso saber por dónde comenzar. Pero, desafortunadamente, esto lleva rápidamente al hecho de intentar encontrar una manera de hacerlo, lo que es muy desgastante. Para evitar la desmotivación, puedes probar con escribir una pequeña lista de tareas pendientes y abordar las tareas que tienes delante una por una.

2. Voy a cometer un error de todos modos …

Los pensamientos negativos de esta categoría suelen ser un signo de falta de confianza en uno mismo. Pero, ¿por qué deberías esperar hacer algo mal desde el principio? La consecuencia lógica de tal actitud es que algo realmente saldrá mal.

Tema relacionado:
Los orígenes del perfeccionismo y 4 consejos para manejarlo

Con estas perspectivas es comprensible que falte la motivación. Para superar estos pensamientos negativos, debes dejar atrás tu miedo a los errores . Los errores son parte de la vida. Acepta estos y aprende de ellos.

3. ¿Por qué estoy haciendo esto?

Esta idea desmotivadora se encuentra a menudo en el trabajo en equipo o proyecto. No saber qué parte del propio trabajo contribuye al resultado general o qué propósito cumple la propia tarea es muy frustrante.

Nadie siente la motivación para lograr algo si no sabe para qué sirve. Por supuesto, la tarea del líder del equipo es explicar los objetivos en consecuencia, pero también debes tener siempre en cuenta los motivos de tus acciones para no perder la motivación necesaria.

4. Todo siempre tiene que ser perfecto …

Aunque es un deseo positivo hacer tus propias tareas lo mejor posible, pero aquí es exactamente donde se encuentra la diferencia importante: “Tan bueno como sea posible” es un buen incentivo, pero “perfecto” es un verdadero asesino motivacional.

La búsqueda de la perfección conduce más bien a la frustración y la desesperación , ya que no se logran los objetivos autoimpuestos. No seas tan estricto contigo mismo. Haz lo mejor que puedas y presenta el resultado con orgullo. Entonces continuarás persiguiendo tus metas.

5. Todavía hay tiempo hasta mañana …

A pesar de que este puede ser el caso para algunas tareas, la pregunta sigue siendo: ¿lo harás al día siguiente o eres propenso a la dilación ? La dilación se manifiesta en varias facetas. Entonces, no te debes dejar engañar y siempre comienza de inmediato con las cosas que aún están por hacer. Una vez que comienzas a moverse, a menudo comienza una avalancha de tareas que crece con el tiempo.

6. Tengo que hacer eso …

La sensación de no tener una opción puede ser muy desmotivadora. A todos nos gusta decidir cómo gastamos nuestro tiempo y qué tareas hacemos. Incluso los niños se niegan a ordenar la habitación si se les dice que tienen que hacerlo. Esta actitud se mantiene en la vida posterior y disminuye la motivación. Así que mejor recuerda que “puedes” o “permites” algo. Estas formulaciones fomentan la motivación y evitan hablar de coerción.

7. No puedo hacerlo …

Un pensamiento que es seguro para sofocar cualquier motivación. Cualquiera que se convenza de no poder hacer algo también pierde cualquier deseo de intentarlo. Pero esta actitud también puede destruir muchas oportunidades. No te rindas incluso antes de empezar. Aquellos que se mantienen seguros de sí mismos y creen en sus propias habilidades a menudo logran cosas que creían imposibles.

Si puedes reducir este tipo de pensamientos desmotivadores en tu día a día, habrás ganado un poco de libertad para sentirte más motivado a realizar las cosas que deseas o necesitas hacer.

Avatar

Alejandra Pino Jaramillo

Alejandra Pino Jaramillo es una especialista en: Trastornos de Ansiedad, Psicoterapia Cognitivo Conductual, Psicoterapia Individual, Trastornos del Comportamiento Alimentario y Depresión. Con amplia experiencia en redacción de artículos para sitios web y ensayos profesionales.

Deja tu comentario

avatar
  Subscribirse