Mente Asombrosa
Mujer en tratamiento psicoterapeútico por padecer síndrome de Cotard
Inicio » Psicología » Síndromes » Síntomas del síndrome de Cotard y cómo detectarlo

Síntomas del síndrome de Cotard y cómo detectarlo

Un paciente con síndrome de Cotard es aquel que confesará ante el especialista que está muerto, que carece de ciertos órganos,  partes de su cuerpo o que están en estado de putrefacción. Para él esta creencia constituye su realidad y es que ha perdido la capacidad de reconocerse a sí mismo, así como a su existencia.

Padecer este síndrome puede implicar el desconocimiento y la negación de la propia existencia o de algunos órganos o extremidades de forma recurrente. Se trata de delirios en los que la persona está convencida de que algo no funciona bien en su organismo o de que ha fallecido.

Se desconoce exactamente las causas que originan el síndrome de Cotard  dado los pocos casos que suelen presentarse pero por lo general aparece en pacientes con otras patologías como depresión, esquizofrenia, enfermedades o lesiones neurológicas.

¿En qué consiste el síndrome de Cotard?

El neurólogo francés Jules Cotard describió un equipo de ilusión específico, conocido hoy como el síndrome de Cotard. Es un trastorno raro que puede ocurrir, entre otros, en casos de depresión severa.

Es un trastorno mental  que se dio a conocer por el Psiquiatra y Neurólogo Francés Jules Cotard en el año 1880, caracterizado por delirios o alucinaciones en los que el paciente tiene la convicción de que una de sus extremidades está en estado de putrefacción o que murió.

Los delirios asociados a este síndrome, por lo general, provocan en los pacientes estados de estrés severos que imposibilitan el bienestar emocional y físico, en vista de que de forma continua experimentan miedos que, aunque no tienen un basamento real, constituyen una realidad para ellos.

Por ende, son personas sumergidas en un sufrimiento que se produce en su cerebro y suele atormentarles, pues creen que es real. En el caso del síndrome de Cotard, el paciente que lo experimenta corre todo tipo de peligros que atentan contra su salud física.

En lo que respecta a la creencia, por ejemplo, de que sus extremidades se encuentran en descomposición, puede el paciente llegar al punto de intentar eliminar esta parte de su cuerpo por sí mismo.

Síntomas del síndrome de Cotard

Un síntoma característico de este síndrome son los delirios de los pacientes asociados con su muerte durante su vida, ellos están convencidos de haber perecido.

1. Delirios asociados con la muerte:

El paciente con el síndrome de Cotard asegura que está muerto, convicción que surge de delirios o alucinaciones que está experimentando. Además de las problemáticas que puede generar en su entorno o en las personas que les rodea, el trastorno como tal representa una amenaza real con gran probabilidad de comprometer la salud y la vida del paciente.

Esta creencia por sí misma no tiene la capacidad para dañar al paciente, el problema surge a nivel social cuando deja de cuidar de su imagen, así como de su aseo personal.

Por otra parte, tal como sucedió con la paciente de Francés Jules Cotard a la que identificó como señorita X,  quien pensaba que no tenía cerebro, nervios, busto, estómago, ni intestinos, irónicamente pensaba que era inmortal y viviría para siempre. Como creía que no lo necesitaba, dejó de comer y finalmente murió. (1)

Tema relacionado:
Qué es el síndrome de Tourette, síntomas y causas

El acto de dejar de comer, además de tener un origen en las alucinaciones, también obedece a un síntoma propio de la depresión severa, trastorno que en muchas ocasiones está presente en pacientes que desarrollan el síndrome de Cotard.

2. Aseguran que sus órganos están en descomposición

Estos delirios pueden girar en torno a la carencia de algunos de los órganos, llegando algunos incluso a afirmar que la sangre no está recorriendo su organismo. En otros casos, aseguran que sus extremidades deben ser eliminadas por encontrarse en estado de descomposición.

El peligro de estas creencias es que pueden volverse obsesivas, al punto de conducir al paciente a tratar de amputarse por el mismo las extremidades, ya que él cree firmemente que se encuentran dañadas o en estado de descomposición.

3. Alucinaciones Olfativas

Como producto de sus creencias basadas en la putrefacción de sus extremidades, los pacientes han reportado que sienten continuamente el olor desagradable que genera esto.

Estos síntomas son asociados con alucinaciones olfativas y son bastante comunes en presencia del síndrome de Cotard.

4. Reportan la aparición de gusanos debajo de su piel

La presencia de gusanos en medio de alimentos, carnes o cuerpos en descomposición es una constante. Naturalmente los individuos que padecen el síndrome de Cotard suelen asociar sus síntomas con la presencia de estos insectos.

Dicha creencia debe constituir un hecho aterrador para el paciente, que llega a sentirse frustrado al tener la completa convicción de la presencia de los animales bajo su piel, y la imposibilidad de que su creencia sea demostrada.

5. Se sienten inmortales

Llegan a sentirse como seres irreales, con poderes especiales incluso ya que como han fallecido no corren ningún tipo de riesgo. Como cadáveres ambulantes tampoco tienen la necesidad de alimentarse o de cuidarse para evitar accidentes de cualquier clase.

Esto último es una característica que llena de preocupación a los especialistas porque el paciente en medio de sus delirios dejará de cuidar de sí mismo o buscará suicidarse, lo cual en la mayoría de los casos les conduce a la muerte.

Causas y tratamiento

La literatura profesional proporciona factores muy diferentes y posibles que favorecen la aparición de este trastorno. Algunos de estos factores son:

  • defectos estructurales o cambios en el cerebro,
  • enfermedades relacionadas con el metabolismo;
  • envenenamiento:
  • daño cerebral;
  • atrofia de los ganglios basales;
  • cambios en la parte central y principal de los lóbulos parietales.

La causa más probable es la pérdida de conexiones entre las zonas del cerebro responsables del reconocimiento facial y los lugares que crean emociones relacionadas (incluido el sistema límbico). Como resultado, las personas enfermas no reconocen su propia imagen y, en consecuencia, pueden estar convencidos de su propia inexistencia.

No es fácil tratar a pacientes con síndrome de Cotard. Sin embargo la psicoterapia es buena en muchos casos. Este tipo de síndromes es un desafío no solo biológico, sino también intelectual y lingüístico.

Bibliografía:
  1. Blasco, A. Síndrome de Cotard: Causas, síntomas, tratamientos. (Internet). 22 de noviembre de 2.016 (Consultado 26 julio 2.019). Disponible en: https://www.esgentside.com/sindrome-de-cotard/sindrome-de-cotard-causas-sintomas-tratamiento_art12547.html
Avatar

Dayerlin Sosa López

Dayerlin Sosa López es Socióloga y Psicoterapeuta egresada de la Universidad Central de Venezuela con componente Docente en la Universidad de Oriente. Se desempeña como facilitadora de talleres de crecimiento personal para empresas. Es escritora, dedicada al trabajo terapéutico y Psicoterapeuta Gestalt.

Deja tu comentario

avatar
  Subscribirse