Mente Asombrosa
Una persona que sabe decir lo que piensa
Inicio » Bienestar Emocional » Los beneficios de saber decir lo que pensamos

Los beneficios de saber decir lo que pensamos

Las personas que dicen lo que piensan, que son frontales y sinceras, tienen una comprensión diferente de su entorno y de sí mismas, y esto solo produce un bienestar emocional y confianza sin igual.

Decir exactamente lo que queremos decir no es algo para lo que la mayoría de nosotros estamos capacitados. Desde una edad temprana se nos enseñó el arte de “agradar a las personas”, de decir sí, incluso si queremos decir que no, de no decir nada que pueda ofender y atenuar la franqueza para no ser vistos como arrogantes y poder brindar más confianza en los demás a costa de nuestro propio bienestar.

¿Por qué deberías decir lo que piensas?

Decir lo que realmente se piensa, no siempre es fácil y puede conducir a un conflicto. Sin embargo, esto parte de una serie de prejuicios, ya que decir lo que sientes tiene que ver con expresar tu propia opinión, sin que nadie tenga que resultar ofendido ni atacado, el conflicto sucede cuando la otra persona lo considera una ofensa o no sabe respetar la opinión de los demás.

Si los demás no comparten tu opinión, es respetable y no es eso lo que se buscan, simplemente se trata de hacer valer tu derecho a expresar lo que piensas, lo que sientes, y a poner límites sin tener que sentirte culpable. Si no puedes manejar eso, todavía tienes que aprender mucho para conseguir decir lo que piensas, expresar lo que sientes sin miedos.

1. No te sientes decepcionado de ti mismo

¿Alguna vez te alejaste de un encuentro con alguien con enfado por no decir lo que realmente querías decir? El hecho es que tragarte lo que realmente quieres decir puede ser equivalente a presionar el botón de autodestrucción.

De repente te puedes encontrar realizando tareas fuera de hora, exigiendo más de ti mismo y cansándote aún más por no haber sabido decir que ese día ya tuviste suficiente y que no ibas a poder. Una de las peores cosas de no decir lo que piensas es que no tienes a nadie a quien culpar sino a ti mismo, y sabes que la única manera de cambiar eso es manifestado lo que piensas y sientes tal como es.

2. Te sientes bien contigo mismo

Hablando de la frase “sacando algo de tu pecho”, hablar, particularmente sobre temas importantes, puede parecer como un peso que literalmente te sacas de adentro. Ser asertivo es bueno para ti; aumenta la confianza en ti mismo y te hace creer que estás tomando el control de tu propia vida.

3. Duermes mejor

Incluso hay un proverbio alemán que dice: “Una conciencia limpia es una almohada suave“. Si ya no llevas guardada tu opinión como una carga dentro de ti, al expresar tus pensamientos y sentimientos también te ayudará a aliviar tu conciencia y sentirte más seguro de ti mismo.

Tema relacionado:
El agotamiento emocional al exigirnos un nivel de fortaleza irreal

El carrusel de pensamiento “qué pasaría si dijera” o “qué pasaría si hubiera dicho” al expresar tu opinión tienes la oportunidad de dejar de lado estos pensamientos que te consumen toda la energía.

4. Obtendrás lo que quieres

La mayoría de nosotros sentimos que es demasiado exigente articular lo que anhelamos. Así que, en lugar de eso, podemos presentar solicitudes a medias con la esperanza de que otros puedan llenar los vacíos y terminar de decir lo que queremos decir.

Así que dices “sería genial si me pudieras ayudar durante 5 minutos” cuando te refieres a “si te quedas una hora para ayudarme, podría salir del trabajo antes de la medianoche”. Si dices realmente lo que quieres, tus necesidades serán satisfechas y terminarás siendo una persona más feliz.

Del mismo modo, debes saber decir lo que no quieres. Por ejemplo, cuando tu jefe te deje una tarea, no digas automáticamente “está bien”. En su lugar, intenta con alguna otra contestación: “Me gustaría ayudar, pero tengo mucho trabajo en este momento. ¿Podemos ver cuál es la mejor manera de hacerlo a la luz de este otro trabajo que debo hacer? “. De esa manera, no estás diciendo que no, pero estás enfatizando tu valor, así como negociando una carga de trabajo más realista.

5. Serás verdaderamente entendido por los demás

Todos nosotros en el fondo, queremos ser verdaderamente comprendidos por otras personas. Sin embargo, sin decir exactamente lo que quieres decir, te arriesgas a ser malinterpretado perpetuamente.

¿Cuántas veces has mirado a alguien que conoces bien y has pensado? “Si realmente me conocieras, no habrías dicho o hecho eso”. Pero, ¿cómo esperas que sepan si nunca dices en voz alta lo que realmente está pasando en tu cabeza? Al exponer tus pensamientos reales de forma abierta, es posible que no siempre seas tan amable, pero serás diez veces más real, y eso es sorprendentemente gratificante.

6. Te rodeas de las personas acordes a ti

Una persona que sabe decir lo que piensa y se hace responsable de lo que dijo, difícilmente esté rodeada de gente que no aprecia su sinceridad y franqueza, la ventaja de estar rodeado de verdaderos amigos es que podrás fluir, notando que tus relaciones son constructivas y te sentirás apoyado siendo como eres.

Poder expresar lo que sentimos, y saber decir lo que pensamos es la mejor forma de aliviar nuestra carga emocional, evitar los conflictos y poder rodearnos de personas que nos ayuden a crecer.

Avatar

Cristian Agustín Alderete

Cristian Alderete es especialista en modificación de Conducta en Niños y Adolescentes, Orientación Vocacional y Psicoterapia Individual.

5
Deja tu comentario

avatar
3 Comentarios
2 Respuestas
1 Seguidores
 
Comentario con más reacciones
Hilo de comentarios más caliente
5 Autores de comentarios
EduardoCecilioCesar Mealla GrilloWALTER ROMÁNRogelio Autores de comentarios recientes
  Subscribirse  
más reciente último más votado
Rogelio
Invitado
Rogelio

No estoy 100×100 de acuerdo, creo que le falta algo a este razonamiento, imaginemos por un momento que las personas de no bien expresaran y dijeran lo que sienten para estar mejor consigo mismos, ladrones, drogadictos, asesinos, psicopatas, terroristas, egoistas, envidiosos, etc., creo que el mundo sería un caos. Me quedo mejor con: AMAR AL PROJIMO COMO A UNO MISMO, NO MATAR, NO LEVANTAR FALSO TESTIMONIO, NO CODICIAR…, en fin con los 10 mandamientos, no hace falta nada mas. Gracias

WALTER ROMÁN
Invitado
WALTER ROMÁN

Por eso es que el mundo es un paraíso..!

Eduardo
Invitado
Eduardo

Que ellos no tienen derecho a expresarse ?

Cesar Mealla Grillo
Invitado
Cesar Mealla Grillo

Interesante e instructivo

Cecilio
Invitado

Es muy importante darse un tiempito para aprender algo que nos permita enfrentar nuestros miedos cuando tenemos que referirnos a algo en particular.