Mente Asombrosa
Una mujer joven que padece de anorexia
Inicio » Psicología » Trastornos » Trastornos Alimenticios » Anorexia (anorexia nerviosa) – Causas, síntomas y tratamientos

Anorexia (anorexia nerviosa) – Causas, síntomas y tratamientos

La anorexia es uno de los principales trastornos de la alimentación, junto a la bulimia nerviosa. Conduce a la pérdida de peso drástica y, a veces, incluso la muerte. La enfermedad subyacente es una profunda crisis emocional, ya que tanto la anorexia como la bulimia son causadas por problemas mentales.

El tratamiento de la anorexia es difícil y de larga duración, y la terapia requiere tratar tanto el cuerpo como la psique de una persona enferma. ¿Con qué rapidez una persona se puede dar cuenta de que algo perturbador está sucediendo o cómo obtener terapia? ¿Cómo fortalecer a nuestros hijos adolescentes y qué errores educativos deben evitarse para no exponerlos a la aparición de la anorexia? En este artículo se tratarán de abordar todos estos enfoques posibles sobre el padecimiento de la anorexia nerviosa.

Como ya se mencionó antes, la anorexia es un trastorno alimentario basado en la pérdida deliberada de peso causada y sostenida por la persona enferma. La imagen del cuerpo de uno es perturbada en gran medida. La ansiedad toma la forma de una idea persistente, según la cual el paciente establece un límite de bajo peso que es perjudicial para la salud en general.

Los estudios han demostrado que el 40% de los anoréxicos tienen períodos voraces. Sin embargo, hay personas que no sufren de anorexia, y con frecuencia comen de más (al menos dos veces por semana), y si esta situación dura más de tres meses, se puede considerar el padecimiento de una enfermedad llamada bulimia, que luego se denomina bulimia nerviosa.

La personalidad de una persona anoréxica suele ir acompañada de un estado de euforia, que se asocia con la satisfacción de controlar las necesidades de su propio cuerpo. La capacidad de resistir olores tentadores y platos apetitosos es una cuestión de honor para ella. Si puede detenerse, se siente mejor moralmente que aquellos que han sucumbido a la tentación. Sin embargo, viven con un constante miedo. Si la persona renuncia a su dieta, perdería el control sobre todo, por lo que no sigue constantemente evitando comer y “sucumbir a la tentación“.

¿Cómo reconocer la anorexia?

Un síntoma visible de la anorexia es la emaciación (a menudo enmascarada con ropa grande). Sin embargo, antes de bajar de peso drásticamente, el paciente elimina cada vez más alimentos y productos de su menú y presenta síntomas claros del comienzo de su padecimiento:

  • Suele comer en soledad.
  • Aunque esté obligada a comer, la persona anoréxica encontrará maneras de tirar los alimentos.
  • A los comentarios de la familia que señalan que no come lo suficiente, reacciona con furia.
  • Se vuelve cada vez más irritable, se aleja de los demás.
  • A menudo es demasiado escurridiza, se entrena duro para esconderse.
  • Junto con la pérdida de peso corporal, el periodo menstrual desaparece.

¿Cómo reconocer el comienzo de la anorexia en un adolescente?

La anorexia se caracteriza por el rápido avance del desgaste del cuerpo, que a menudo deja cambios irreversibles. Sin tratamiento, conduce a la muerte en aproximadamente el 10% de los casos.

A veces, los adolescentes pueden esconder traumas con estos trastornos de alimentación. algunas de las señales más recurrentes del comienzo de una  anorexia son los siguientes:

  • El adolescente empieza a perder peso.
  • Come mucho y no gana peso.
  • Se queja de que está “demasiado gordo”, aunque cualquiera que lo ve se da cuenta que su peso es el normal.
  • No admite la sensación de hambre, siempre dice que está “lleno”.
  • Se los puede escuchar en el baño provocándose vómitos.
  • De repente pasa mucho tiempo solo y prefiere comer en soledad.
  • Está obsesionado con el ejercicio.
  • Deja de tener períodos menstruales.
  • Está cada vez más deprimido.
  • Los padres encuentran medicamentos ocultos, tales como purgas o pastillas para adelgazar.

Debe recordarse que cada caso de anorexia, bulimia o coerción interna de los alimentos es diferente.

¿Cuáles son las causas psicológicas de la anorexia?

Los desórdenes en la ingesta de alimentos están inextricablemente vinculados a conflictos emocionales. La comida se convierte en una forma de lucha con numerosos problemas psicológicos que afectan al adolescente y en el umbral de la edad adulta.

Detrás de estos trastornos se encuentran los problemas emocionales, el desarrollo de la necesidad de identificar la propia identidad, una autoimagen negativa, la paradoja de sentir simultáneamente el amor y el odio hacia la familia, el desarrollo sexual.

Un factor importante también es el enfoque creciente en el culto masivo hacia la delgadez, a través de la observación diaria en el ideal de los medios de comunicación que promueven siluetas muy delgadas de modelos, actores, cantantes. Además, la visualización frecuente de anuncios de dieta, refuerzos, donde el eslogan guía es “adelgazar es mejor”.

Los efectos de la anorexia.

La anorexia crónica causa dramáticas deficiencias de nutrientes esenciales y, en consecuencia, disfunción progresiva de todos los órganos y sistemas. Debido a la pérdida de peso, una persona joven pierde casi toda la capa aislante de tejido adiposo y se vuelve hipersensible a temperaturas altas y bajas. Tiene un ritmo cardíaco lento y presión arterial baja, motilidad intestinal más lenta y estreñimiento.

La inanición conduce a anemia (escasez de glóbulos rojos) e hipoglucemia (bajo nivel de azúcar en la sangre), que es el resultado de la pérdida de glucógeno y las reservas de grasa en el cuerpo. La anorexia también causa la inhibición del crecimiento y el desarrollo sexual (incluido el desarrollo de los senos) y atrofias cerebrales (se revela, por ejemplo, mediante tomografía computarizada).

La disfunción de los riñones se produce debido a la deshidratación y dificultad para concentrar la orina. Las deficiencias de potasio pueden a su vez causar trastornos graves en el ritmo cardíaco.

La desaparición de la menstruación es muy grave: si dura más de medio año, la deficiencia de estrógeno provoca una disminución en la densidad ósea, lo que lleva a la osteoporosis. También es la causa del exceso de vello, y se asocia con el riesgo de quistes ováricos e infertilidad. La desnutrición es la causa de una reducción significativa de la inmunidad, lo que hace que las muertes de personas anoréxicas a veces se deban a infecciones triviales.

¿Quién puede sufrir de anorexia?

Se estima que los adolescentes entre los 12 y los 14 y los jóvenes adultos entre los 17 y los 25 años son más propensos a sufrir anorexia. La tasa de mortalidad de estos pacientes (como resultado de complicaciones de salud o suicidios) es de alrededor del 20 por ciento.

Los trastornos alimentarios afectan principalmente a las niñas y mujeres jóvenes (alrededor del 90-95 por ciento de los casos). La menor incidencia en los niños se explica por un menor estrés relacionado con la maduración sexual y una susceptibilidad más débil a la presión ambiental.

Tratamiento de la anorexia

Una persona que sufre de anorexia requiere la asistencia de un psiquiatra y psicoterapeuta. Pero a menudo, debido a complicaciones potencialmente mortales, desgaste u otras enfermedades derivadas, que son muy graves en personas desnutridas, es necesario recibir tratamiento en un hospital, a veces incluso en una unidad de cuidados intensivos.

Desde la determinación del diagnóstico hasta el tratamiento de la anorexia y su aplicación efectiva, es de un tiempo alrededor de 4-6 años. En todos los casos, la enfermedad no se erradica.

El éxito de la terapia depende principalmente del trabajo y la voluntad del propio paciente. El tratamiento es más difícil cuando la anorexia se desarrolla durante un largo período de tiempo (anorexia crónica).

El objetivo principal de la terapia es restaurar los hábitos alimenticios saludables que ayudarán a mantener un peso corporal adecuado y a controlar los pensamientos continuos relacionados con la pérdida de peso. Uno de los aspectos más importantes de la terapia es aprender la autoaceptación y fortalecer el sentido de autoestima.

En una situación en la que la condición de salud causada por la anorexia no amenaza la vida, el tratamiento puede ser ambulatorio (psicoterapia individual y familiar, tratamiento farmacológico de las complicaciones de la anorexia, determinación nutricional de los patrones de alimentación saludable y una forma sana de ganar peso).

Cuando la recuperación es tan grave que conduce a una deshidratación potencialmente mortal, un desequilibrio de electrolitos y se asocia con el desarrollo de muchas complicaciones, es necesario tratar en el hospital.

Las indicaciones de hospitalización en el caso de la anorexia son: pérdida de peso de más del 25%, complicaciones como arritmias, infecciones, trastornos mentales, incluso riesgo de suicidio. Desafortunadamente, no hay medicamentos para la anorexia. La farmacoterapia se usa principalmente para tratar trastornos que coexisten con la anorexia. Esto se aplica a los antidepresivos, ansiolíticos, pastillas para dormir y neurolépticos.

El éxito del tratamiento de la anorexia depende en gran medida de la voluntad del paciente, aunque rara vez es el mismo paciente el que busca ayuda. Más bien, es impulsado (obligado) por el temor de los padres que ven mal a su hijo o hija.

Es importante tomar la terapia temprano, porque entonces existe la posibilidad de una recuperación completa. Las niñas más jóvenes también son más fáciles de curar, porque se puede influir en su personalidad. El pronóstico es mucho peor cuando la anorexia se produce después de los 18 años de edad.

Lo más importante es la alimentación intensiva del paciente, esta a menudo se realiza artificialmente. La mejora del estado nutricional es una condición para el éxito del tratamiento.

Toda la familia del paciente debe participar en la terapia, porque todos los miembros del hogar están involucrados en la enfermedad. El tratamiento de la anorexia dura mucho tiempo. La menstruación regresa a menudo después de algún tiempo después de alcanzar el peso objetivo (meses o hasta años). La adicción psicológica también es muy fuerte. Desafortunadamente, hay fallas en el proceso de curación y se tiene que empezar a trabajar nuevamente.

Ante cualquier temor o sospecha que puedas tener como padre o por alguien que conoces, busca ayuda profesional lo antes posible, el tiempo es crucial para encontrar una respuesta mejor ante el tratamiento.

Anorexia (anorexia nerviosa) – Causas, síntomas y tratamientos
5 (100%) 1 voto
Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp

Jonhatan Treviño Flores

Jonatan Treviño Flores es Psicólogo, con Maestría en Psicología social, Nacido en Ciudad de México, con una clara vocación por las Ciencias Sociales y compartir sus conocimientos mediante las plataformas web.

Añadir comentario