Mente Asombrosa
Mujer en la cama que padece dysania
Inicio » Psicología » Trastornos » Trastornos del sueño » Sí te cuesta levantarte de la cama podrías sufrir dysania

Sí te cuesta levantarte de la cama podrías sufrir dysania

Dysania es un condicionante para la persona, a la que le resulta difícil levantarse de la cama por la mañana. Hay una palabra similar, llamada clinomania, que es “el deseo de permanecer en la cama“, sin embargo no es lo mismo; si siempre tiene problemas para despertarse en la mañana para ir a trabajar, podrías estar sufriendo dysania y no lo sabías.

Para cada persona, conseguir el estado de alerta al despertar supone una cantidad de tiempo específico, pero se considera que en condiciones normales, este período no debe superar los 10 minutos.

El sueño es una función biológica central para la mayoría de los seres vivos. (1) El ser humano dedica gran parte de su vida al sueño y es que éste es indispensable para el descanso, así como para la reposición de energías.

Son muchos los procesos biológicos que se llevan a cabo durante el sueño, como la regulación metabólica, consolidación de la memoria, eliminación de sustancias de desechos, activación del sistema inmunológico, entre otros.

Sin embargo, existen muchos aspectos aún desconocidos sobre los procesos que se ponen de manifiesto mientras se duerme, mas lo importante es que, independientemente de lo que desconozcamos, el sueño es una función vital.

Es por ello que es de suma importancia dedicar las horas requeridas al sueño y al descanso, con la finalidad de evitar complicaciones y enfermedades que puedan surgir como los trastornos del sueño.

¿Qué es un trastorno del sueño?

Un trastorno del sueño se produce cuando existe una alteración de dicha función, la cual consiste en la imposibilidad para poder dormir o en un cansancio excesivo, que le impida al individuo conseguir el estado de alerta o levantarse de la cama.

Los trastornos del sueño deben ser tratados en principio para mejorar la calidad de vida del paciente quien, de no solucionar su problema, verá mermada y deteriorada su salud.

Por otra parte, estos trastornos no deben pasar desapercibidos, en tanto pueden sugerir que el paciente padece de alguna enfermedad mental como: estrés, ansiedad o depresión, entre otras, o incluso padecer simplemente clinomanía.

¿Qué es la dysania?

La dysania es un trastorno caracterizado por la dificultad para conseguir el estado de alerta después del sueño, lo cual en condiciones normales no lleva más de 10 minutos para la mayoría de las personas.

En lenguaje coloquial, es una persona a la que, efectivamente, se le pegan las sábanas y tiene muchos problemas para ponerse de pie, para salir de la cama e incorporarse a su rutina habitual.

Si logra zafarse de las sábanas, es posible que lo haga con desorientación y un alto nivel de irritabilidad producido por la somnolencia y las incesantes ganas de dormir.

No sufre de dysania el individuo al que le sucede esto un día al año, porque en condiciones normales, sin padecer trastorno de sueño alguno, es normal que una persona por determinadas circunstancias se trasnoche y a la mañana siguiente tenga somnolencia.

Tema relacionado:
Parasomnia - comportamiento extraño durante el sueño

Causas de la dysania

Se considera un trastorno cuando la dificultad para salir de la cama se convierte en algo recurrente. En estos casos estamos ante la presencia de un trastorno, el cual puede ser ocasionado por diversas causas.

Entre las causas más conocidas para la dysania cabe destacar las siguientes:

Insomnio:

Este es uno de los trastornos del sueño más comunes y se define como la dificultad para conciliar o mantener el sueño, acompañada de una sensación de sueño no reparador, a pesar de que las condiciones para el sueño son adecuadas (es decir que las condiciones ambientales son óptimas), y que suele acompañarse de fatiga y somnolencia durante el día.

La persona que sufre de Insomnio presenta muchos problemas para dormir o se duerme rápidamente y se despierta en medio de la noche y le cuesta volver a conciliar el sueño.

El origen del insomnio puede provenir de estados de ánimo que mantienen al individuo en medio de una preocupación continua, estrés, enfermedades crónicas que provocan dolencias, molestias que interfieren en la posibilidad de descanso o de patologías como la ansiedad generalizada o la depresión.

El insomnio recurrente trae como consecuencia la Dysania, porque en cuanto finaliza el período destinado al sueño, ésta persona se encuentra agotada e incapaz de incorporarse a su rutina diaria de manera vigorosa.

Irrespeto a las horas de sueño:

Esta es otra de las causas de la Dysania, y proviene de la costumbre que puede convertirse en recurrente de tomar las horas que deberían destinarse al sueño, así como al descanso, para realizar otras actividades como ver programas de televisión o revisar las redes sociales.

La pérdida de sueño conduce a que al otro día la persona presente dificultades para levantarse de la cama y puede ocasionar que incumpla con sus compromisos o tenga un bajo rendimiento.

Para evitar estas problemáticas, lo ideal es respetar al organismo, así como a sus funciones y procurar conceder al sueño las horas necesarias (entre 6 y 8 horas por lo general) con la finalidad de preservar la salud y de tener un buen rendimiento en las actividades diarias.

Por otra parte, se aconseja eliminar todas las fuentes de sonido que puedan de alguna manera alterar o interrumpir el sueño, así como deshacerse de las preocupaciones y dejarlas fuera de la cama.

Bibliografía:
  1. Carrillo P, Barajas K, Sanchez I, Rangel M. Trastornos del sueño: ¿Qué son y cuáles son sus consecuencias? Medigraphic. 2.018; 61(1): 1-15.
  2. Olds, T. S., Maher, C. A., & Matricciani, L. (2011). Sleep duration or bedtime? Exploring the relationship between sleep habits and weight status and activity patterns. Sleep, 34(10), 1299–1307. doi:10.5665/SLEEP.1266. [PubMed]
Avatar

Dayerlin Sosa López

Dayerlin Sosa López es Socióloga y Psicoterapeuta egresada de la Universidad Central de Venezuela con componente Docente en la Universidad de Oriente. Se desempeña como facilitadora de talleres de crecimiento personal para empresas. Es escritora, dedicada al trabajo terapéutico y Psicoterapeuta Gestalt.

Deja tu comentario

avatar
  Subscribirse