Mente Asombrosa
Los conflictos generados por la adicción a los videojuegos en las relaciones de pareja
Inicio » Psicología » ¿Qué debes hacer si tu pareja es adicta a los videojuegos?

¿Qué debes hacer si tu pareja es adicta a los videojuegos?

Si tu pareja tiene problemas para dejar los videojuegos, hay ciertas medidas que puedes tomar frente a alguien con esta clase de adicciones, y no tiene por qué ser un tema que cause mayores inconvenientes en la relación, si es bien trabajado desde el punto de vista psicológico. 

Publicidad

Según investigaciones presentadas desde una revisión sistemática sobre los videojuegos en línea, se menciona que esto pueden activar cambios en el cerebro, como lo podrían hacer algunas sustancias adictivas como el alcohol y las drogas. Se podría considerar incluso, que los videojuegos, son una forma de medicarse por cuenta propia.

La Asociación Estadounidense de Psiquiatría menciona el Trastorno de Juego por Internet en su Manual de diagnóstico y estadística más reciente (DSM-5) como un trastorno potencial que requiere más investigación.

Lo primero que debes saber tú, como acompañante de alguien con una adicción, es que puedes ser un gran apoyo para que pueda afrontar un cambio, pero no puedes hacer que la persona cambie si no lo siente en verdad.

Videojuegos y adicción ¿Es una exageración?

No es un caso asombroso considerar que hoy en día la mayoría de las personas conoce lo que es vivir con un teléfono en la mano, y muchas veces la realidad que tenemos en frente pasa a otro plano, menos importante. lo mismo sucede en el terreno de los videojuegos, en donde podemos vivir “otras realidades” que constituyen mundos ficticios en donde sumergirse.  Pero todo esto, si bien puede considerarse algo nuevo y moderno, puede perjudicar la calidad de las relaciones que tenemos con otras personas. 

Publicidad

Una de las formas más populares en que la gente vive dentro del Internet es a través de los videojuegos en línea. Según la Asociación de Software de Entretenimiento, el 75% de las familias estadounidenses se compone de al menos un videojugador. La industria de los videojuegos gana más dinero que las industrias combinadas de cine y música.

No se debe satanizar a los videojuegos, ya que incluso bien usados, pueden resultar un estímulo para mejorar el rendimiento laborar y estimular nuestro cerebro. Sin embargo, algunas personas pueden desarrollar una dependencia a los videojuegos.

Muchos profesionales de la salud mental piensan que, para un porcentaje muy pequeño de los videojugadores habituales, los videojuegos pueden resultar adictivos. Sin embargo, esto aún es un tema controvertido. Pero lo que está claro es que los videojuegos ocasionalmente pueden tener serias consecuencias negativas.

Si no es una droga, ¿los juegos de video pueden ser adictivos?

En 2013, la Asociación Estadounidense de Psiquiatría (APA) revisó los argumentos a favor y en contra de incluir el llamado “Trastorno de juego por Internet” en su Manual de diagnóstico y estadística más reciente (DSM-5). [¹]

La APA consideró que no había suficiente evidencia de investigación para tomar una decisión. Pero sí lo incluyeron en una sección especial al final del manual como un trastorno potencial que requiere más estudios.

Más recientemente, la Organización Mundial de la Salud (OMS) tomó la decisión de agregar el “Trastorno por Videojuegos” a su Clasificación Internacional de Enfermedades. [²]

Síntomas de que tienes una adicción a los videojuegos

Según la APA, existen nueve criterios para diagnosticar el Trastorno de Juego por Internet. (Recuerda, por ahora este “trastorno” es simplemente una condición propuesta que necesita más estudios.) Cinco de estos criterios deben estar presentes por lo menos un año para hacer el diagnóstico: 

  1. Jugar en línea ocupa uno de los mayores espacios en tu día a día, y es uno de los principales motivos para despertar. ;
  2. Sientes que no puedes realizar ninguna otra tarea más que prender la consola y jugar;
  3. Tolerancia, o la necesidad de pasar más y más tiempo jugando para satisfacer el impulso;
  4. Intentos fallidos de reducir o dejar de jugar;
  5. Mentir sobre las horas que se dedican a los videojuegos;
  6. Abandonar otras actividades, o perder interés en actividades que anteriormente se disfrutaban, debido a los videojuegos;
  7. Seguir jugando a pesar de que causa problemas en la vida;
  8. Uso de videojuegos para aliviar estados de ánimo negativos, como la culpa o la desesperanza;
  9. Haber puesto en peligro o perdido un trabajo o una relación debido al juego.

Como puedes ver, ser adicto a los juegos no se trata solo de las cosas que haces; se trata de las cosas a las que renuncias para seguir haciéndolo.

La comunicación con la pareja debe ser clara sobre esta problemática

Muchas veces la persona que vive con un adicto a los videojuegos comienza a percibir que la otra persona, poco a poco, comienza a dedicar más y más tiempo a su hobbie, pero eso luego se transforma en una necesidad que debe complacer diariamente, por lo que deja de lado muchas tareas, incluida su vida de pareja. 

Si bien tú puedes percibirlo desde afuera, y ver un comportamiento dependiente de los videojuegos, no tienes una maestría sobre las adicciones, sin embargo, llega un momento en que sabes que necesitas el diálogo con tu pareja, necesitan hablar de lo que sucede, y conseguir encontrar una solución, para ambos 

Antes de hablar, es necesario no juzgar ni atacar, esto podría empeorar las cosas, también es esencial encontrar un buen momento para hacerlo, y no que sea interrumpiendo a la persona en su adicción, ya que no se obtendrá ningún buen resultado así. 

No creas tampoco que tu pareja solo está disfrutando todo el día, es muy probable que él o ella, sienta que tiene un problema para dejarlo y no sepa cómo hacerlo, e incluso tema pedir ayuda. Por ello es importante el diálogo, quizás sea hora de que juntos, con tu apoyo, puedan resolver este problema que para ambos genera conflicto y para el futuro de la relación.

¿Y si no se puede dialogar sobre esto?

Pero ahora imaginemos un escenario diferente. Digamos que tu pareja no quiere discutir el tema. O se enoja, o dice que te preocupas demasiado.

Para tu pareja, los juegos pueden parecer más una solución que un problema.

¿Por qué no estarían interesados ​​en obtener ayuda si su hábito con los videojuegos es un problema? Eso es algo paradójico, ¿verdad? Para tu pareja, los juegos pueden parecer más una solución que un problema. Cuando juegan, se sienten más felices, más identificados, más vivos.

Es posible cambiar, no tengas dudas de eso

Las palabras pueden tener un valor limitado cuando se trata de una adicción. Pero tal vez obtengas una mirada de reconocimiento si le dices a tu pareja que crees que se ha convertido en un auto sin frenos. Tal vez ya se hayan dado cuenta de eso por sí mismos, o tal vez puedas ayudarles a darse cuenta.

Recuerda, les estás pidiendo que consideren renunciar a lo que, para ellos, se siente como la solución a sus problemas. Pero también les acabas de ofrecer algo valioso, aquí en el mundo real: les has estado prestando atención. Has notado que algo importante está sucediendo. Y te importa lo suficiente como para querer hablar con ellos al respecto.

Se necesita una motivación muy grande para cambiar cualquier tipo de comportamiento adictivo. Y una de las fuentes de motivación más poderosas puede ser una relación real con alguien en el mundo real a quien le importas.

¿Cómo resolver el problema en la pareja causado por los videojuegos?

Si tu pareja tiene un problema de adicción a los videojuegos, puedes tomar en cuenta algunos de los siguientes consejos, y no descartar la posibilidad de una terapia psicológica para poder conseguir mejores resultados. 

Para poder encontrar una solución y apoyo, de parte de ambos, es necesario que haya acuerdos, esto significa que cada uno pueda exponer sus puntos de vista, sin calificaciones hacia el otro, ni reproches, simplemente compartiendo lo que cada uno siente y cómo sería la mejor manera de resolverlo.

Si sientes que necesitas ayuda y tu pareja no atiende tus solicitudes por estar pendiente de un videojuego, debes mencionarlo, como así también establecer horarios para que cada uno pueda realizar las tareas del hogar, o atender los pormenores sin dejarle todo el peso a la otra persona.

Bibliografía:
  1. Martín-Fernández, M., Matalí, J., García-Sánchez, S., Pardo, M., Lleras, M., & Castellano-Tejedor, C. (2016). Adolescentes con Trastorno por juego en Internet (IGD): perfiles y respuesta al tratamiento. Adicciones, 29(2), 125-133. doi:http://dx.doi.org/10.20882/adicciones.890
  2. Boletín de la Organización Mundial de la Salud 2019;97:382-383. doi: http://dx.doi.org/10.2471/BLT.19.020619

Publicidad

Mente Asombrosa

Mente Asombrosa

Equipo de Redacción. Mente Asombrosa ofrece artículos informativos sobre temas relacionados con la psicología y el bienestar emocional.