Mente Asombrosa
Joven estudiando
Inicio » Educación » Consejos que aumentarán tu motivación para estudiar

Consejos que aumentarán tu motivación para estudiar

Al final del semestre o año académico, ¿te topas con muchas razones para no completar tus tareas o posponer la redacción de tu ensayo o proyecto? Para empezar a aprender y hacer todo a tiempo, necesitas motivación. A continuación, enlistamos algunos consejos probados por la psicología que te ayudarán a motivarte.

Publicidad

Define tus obligaciones por escrito, haz un contrato contigo mismo

Para implementar este método, no se requiere un abogado. Simplemente necesitas honestidad contigo mismo y un poco de tiempo para pensar. Primero, piensa en lo que te motiva más: ¿una recompensa o un castigo? Una vez que hayas encontrado la respuesta, sigue estos pasos: 

  1. Fíjate metas. Indica por escrito lo que quieres lograr en tus estudios. 
  2. Haz un plan para lograr estos objetivos. 
  3. Define una recompensa con la cual compensarte después de completar tus tareas o elige un castigo por no seguir el plan. 

Es importante hacer todo esto por escrito, para mantener el contrato en un lugar visible y motivarte a futuro. También puedes informarle a tus familiares y amigos para que conozcan tus obligaciones y puedan ayudar a monitorear su implementación.

No esperes inspiración, planifica 

Mucha gente cree que el aprendizaje requiere algún tipo de estado e inspiración especiales, especialmente cuando se trata de cualquier tarea creativa (composición, proyecto). La práctica demuestra que incluso estas tareas se pueden realizar de forma sistemática y planificada

No esperes a que llegue la mítica inspiración posponiendo todos tus estudios para más tarde. Elige un momento en el que te resulte conveniente estudiar, haz un horario basado en tus propios biorritmos.

Publicidad

Aléjate de cualquier fuente de distracción 

El siguiente paso importante para la motivación es no distraerse con asuntos secundarios o medios de entretenimiento, especialmente si el deseo de aprendizaje llega muy rara vez. Durante el rato en que estudies algo o prepares materiales educativos, apaga la televisión, el teléfono, la música, aleja todos los dispositivos y avisa a tus familiares que no te molesten durante este período. 

No te abrumes con la necesidad de contener constantemente tu necesidad de distracción durante la clase.

Te puede interesar leer sobre la técnica Feynman para poder estudiar más rápido.

Busca interesarte por cualquier tema

Es perfectamente normal que algunos temas nos gusten más que otros y que los problemas prácticos despierten más interés que los teóricos. Sin embargo, en todos los temas, incluso los más aburridos, se puede encontrar algo interesante. 

Proponte una tarea como esta: busca asociaciones; confía en analogías y ejemplos; presta atención a la aplicación práctica de la teoría. Intenta interesarte. Quizás te hayas topado con algún concepto incomprensible. Resáltalo y pídele ayuda a tu instructor. De esta forma podrás recordar mejor el material de estudio.

No dejes de ser consistente y responsable 

En el aprendizaje, es importante seguir el esquema diseñado para un tema específico. No es casualidad que se desarrollen programas educativos. Por lo tanto, no debes saltarte temas, y también es importante no saltarse clases.

La consistencia conduce más rápidamente al éxito durante el aprendizaje, y es esta la que resulta el factor motivador más importante. Vale la pena recordar que un conocimiento sólido siempre será útil. No será superfluo recordar las declaraciones de personajes famosos sobre la motivación del día a día.

Visualiza tu futuro

Para motivarte, céntrate no solo en el momento actual en el que adquieres conocimientos, sino también en objetivos más globales. Piensa cosas como: ¿Por qué estudiar? ¿A qué perspectivas me abrirá esto? ¿Qué sueños me ayudará a cumplir? ¿Cómo será mi vida si alcanzo todos mis objetivos de aprendizaje? 

Una clara comprensión y visión de los resultados de tus esfuerzos te ayudará a superar incluso el camino más difícil. Este objetivo deseado se puede visualizar, utilizando un mapa de deseos o una descripción, una representación mental.

Celebra cada una de tus victorias 

Si has elaborado un programa de estudio y lo estás siguiendo, asegúrate de recompensarte por completarlo con precisión. Además del hecho de que existe un sueño y una meta global, es importante elogiarte por las pequeñas victorias y recordar que cada una de ellas te acerca al éxito que deseas. 

Deja que el proceso de aprendizaje se vuelva divertido y emocionante, agradable y placentero. Este estímulo afinará tu mente y te ayudará a superar la resistencia interna

No temas a cometer errores de vez en cuando 

La motivación durante el estudio, como ocurre en muchos otros proyectos, a menudo se ve disminuida por errores y contratiempos. Reconsidera esta actitud. Cuando aprendes algo nuevo, los errores son inevitables, porque adquieres nuevos conocimientos. Trata a estas equivocaciones como una experiencia que no se repetirá en el futuro, algo que te vuelve más inteligente.

Ve los fracasos en la escuela como un desafío, como si estuvieras pasando al siguiente nivel en un videojuego y necesitaras realizar algunas acciones varias veces para comprender todas las dificultades y aprender a evitarlas. 

Elíge rodearte de buenos compañeros 

Rodéate de personas a las que les encante aprender y estudia con ellos. En un ambiente acogedor y agradable, las emociones positivas marcan el tono y generan motivación. La competencia y la admiración son muy buenos motivadores. Por eso es recomendable rodearte de los mejores alumnos, encontrar modelos a seguir, aquellas personas que puedas admirar. 

No te olvides de cuidar de tu salud 

Para estudiar bien, es importante tener un sueño y una dieta adecuados, y dejar tiempo suficiente para descansar en tu rutina diaria. Nuestro cerebro no puede funcionar bajo un estrés constante. No debes fijarte metas poco realistas que no te permitan descansar en absoluto. Esto podría llevarte al agotamiento. La alegría y el buen humor ayudan y motivan a estudiar.

Todos estos consejos sobre cómo tener motivación para aprender se utilizan mejor en conjunto. Comienza con pequeños pasos y avanza gradualmente hacia tu gran meta teniendo confianza en ti mismo.

Publicidad

Mente Asombrosa

Equipo de Redacción. Mente Asombrosa ofrece artículos informativos sobre temas relacionados con la psicología y el bienestar emocional.

guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Publicidad