Mente Asombrosa - Literatura, reflexiones y cultura
Una mujer leyendo
Inicio » Humanidades » Cómo la lectura puede mejorar tu vida

Cómo la lectura puede mejorar tu vida

La lectura tiene muchos beneficios. A pesar de esto, es extremadamente raro que encontremos siquiera una hora al día para esta actividad. ¿Cómo se explica esto específicamente? ¿No hay tiempo? ¿Hay cosas más importantes que hacer?

Publicidad

Leer es una inversión en ti mismo. Y si no hay suficiente tiempo para esto, entonces no te quejes del destino por el hecho de que no puedes lograr tus objetivos. Otros beneficios de la lectura se resumen a continuación. Tenlos en cuenta al decidir qué hacer con tus noches o ratos a solas.

Ayuda a entrar en estado de flujo

El estado de fluidez es la sensación de estar completamente inmerso en la actividad que estás realizando. El tiempo parece haberse detenido y sientes como si tú mismo te hubieras convertido en esta actividad. Este estado está directamente relacionado con la felicidad. Cuanto más a menudo te encuentres en un estado de fluidez, más feliz serás.

La ventaja de leer es que es el tipo de actividad que te permite ingresar al estado de flujo. Cuando estás completamente inmerso en un libro, toda tu atención se la dedicas solo a él. Esto significa que los pensamientos negativos no pueden entrar en tu cabeza.

Que otros se jacten de las páginas que han escrito; a mí me enorgullecen las que he leído.

Jorge Luis Borges – “Un lector” (Elogio de la sombra, 1969)

Reduce el estrés

Las investigaciones muestran que leer en tan solo seis minutos puede reducir el estrés hasta en un 68%. De hecho, la lectura tiene un efecto aún más beneficioso en la psique que beber una taza de té, la música o un paseo.

Publicidad

Los psicólogos creen que esto se debe al hecho de que la distracción del mundo del libro alivia la tensión en los músculos y el corazón. El neuropsicólogo cognitivo Dr. David Lewis, que realizó el estudio, dice: «Perderse en un libro es relajarse por completo».

Permite adquirir conocimientos

Cuando lees, te llenas de conocimientos, y pueden ser útiles en cualquier momento de la vida, lo cual no sabes con certeza. La lectura te hace más ingenioso e interesante en la vida, enriquece tu arsenal de comunicación y aumenta la alfabetización. Pero esto no solo es importante. La cantidad, calidad y tipo de conocimiento determina en gran medida tu capacidad para encontrar tu propio camino en este mundo.

La lectura debe ser una de las formas de la felicidad y no se puede obligar a nadie a ser feliz.

Jorge Luis Borges

Amplía nuestro vocabulario

No hay mejor manera de mejorar tu vocabulario que leyendo. Por supuesto, puede reponerlo con un solo diccionario, pero no obtendrá resultados tangibles debido a la falta de contexto.

Aprendes a escribir mejor

Ya sea que seas un escritor en ciernes, desees comenzar un blog o necesites redactar informes para el trabajo para mejorar tus habilidades de escritura, debes leer tanto como sea posible.

El acto de conocerte a ti mismo

En su ensayo «¿Por qué leer?» Mark Edmundsun se refiere a un extracto de En busca del tiempo perdido de Marcel Proust, que refleja la esperanza de Proust de que a medida que la gente lea sus libros, la gente encontrará aspectos de sus vidas que antes no habían sido explorados. Conócete a ti mismo y estarás mucho más cerca de la felicidad.

Es una estimulación mental

Cuando lees un libro, tienes que estar al día con los personajes, sus acciones, el desarrollo de la trama en su conjunto. Además, debes recordar lo que el personaje principal y los personajes secundarios hicieron o dejaron de hacer en el pasado; con todo esto puedes mantener tu cerebro en buena forma.

A medida que lees aprendes a hacer suposiciones, analizar palabras y hechos, la lógica de las acciones de los personajes y mucho más.

Revives una nueva experiencia

El crítico literario Harold Bloom sostiene que se debe leer para vivir una gran cantidad de vidas: conocer a más personas de las que podrían en realidad. Ver que el amor y el odio pueden presentarse de muchas formas diferentes. Experimentar esas emociones que no experimentas en tu vida.

William Styron añade: “Un gran libro debería darte experiencia y un poco de agotamiento al final. Mientras lees, estás viviendo múltiples vidas».

Después de todo, el cerebro no puede realmente distinguir entre leer sobre una imaginación y una experiencia real. Ya sea que estés leyendo o experimentándolo, se estimulan las mismas áreas del cerebro.

Publicidad